X
0
Mi cesta

Total:0.00

  • Tu carrito está vacio
Ver cesta
Subtotal : 0.00
Seleccionar página

Tras el éxito del primer post de nuestro equipo de DermoGUías, os traemos hoy el segundo de la mano de Aida y las ampollas antiedad de la línea Platinum de Martiderm: Photo-Age.

Martiderm es una marca de referencia en dermocosmética y especialistas en el cuidado de la piel desde que en 1952 el farmaceútico Josep Martí desarrolló  fórmulas pioneras en el tratamiento de la Vitamina C y los proteoglicanos. En 1989 las ampollas de proteoglicanos de Martiderm vieron la luz y se convirtieron en unos de los productos estrella de la farmacia. Su formato innovador en vidrio topacio irrumpió con fuerza y, a día de hoy, se consumen más de 50.000 ampollas al día en todo el mundo.

Photo-Age Ampollas es un anti-aging intensivo que previene los signos del fotoenvejecimiento y repara la piel tras la exposición solar, aportando una hidratación y luminosidad intensa al rostro. Además, tiene un efecto antipolución y reafirmante. Su textura es fresca y de rápida absorción. Gracias a los proteoglicanos, hidrata en profundidad y mejora la firmeza y elasticidad. Su alta concentración en vitamina C unifica el tono de la piel, le aporta luminosidad y la protege frente a los radicales libres y la polución.

Las ampollas se aplican sobre la piel limpia, media por la mañana y media por la noche, a toquecitos. Son muy fáciles de abrir gracias al nuevo sistema “Easy Open”. Dejar que se absorba unos minutos y despues continuar con la rutina habitual. Es importante después taparla y guardarla lejos de la luz directa. Luego lavarse la manos para no dejar restos de vitamina C que puedan manchar la ropa.

Las impresiones de Aida ( @aida_camio) tras utilizar la caja de 10 ampollas Photo-Age es la siguiente:

“Daños en la piel por exposición solar no tengo y con 39 años,tampoco me preocupan mis arrugas,pero acabo de terminar el sistema de peeling casero Citriate de Neostrata y notaba la piel excesivamente seca.
Lo primero que llama la atención es su textura, me dio miedo que siendo algo densa me provocase grasa sobre todo en la zona T, pero nada más lejos de la realidad, debajo de la hidratante me parece una prebase ideal para el maquillaje, porque deja un rostro hidratado y luminoso. A lo largo de los 5 días que ha durado el tratamiento, he podido comprobar que esa hidratación era permanente, así como la luminosidad de la piel, no es solo un efecto flash.
He utilizado media ampolla por el día y otra media por la noche, y me parece que el pack esta muy bien pensado para este fin, ya que permite guardar la ampolla muy cómodamente.
Lo que si recomendaria es lavarse las manos tras su uso,ya que en las líneas de las manos y entre los dedos puede pigmentaria.
El olor a mi me ha resultado agradable, aunque tampoco perdura, hay gente a los que molesta los olores en los tratamientos.
Me parece un producto muy recomendable como extra de hidratación  y para aportar a la piel una mejora en el tono y en la luminosidad, independientemente del tipo de piel que se tenga ya que no aportan nada de grasa.”
Queremos agradecer a Aida el haber compartido su experiencia como dermoGUía con nosotros. ¿Y a vosotros que os ha parecido? ¿Conocíais estas ampollas y sus efectos?
Son un perfecto regalo para lucir una piel luminosa estas fiestas, echadle un ojo a nuestas ideas para regalar.

 

All search results